Etiqueta: Gota (página 1 de 1)

GOTA. CONSEJOS SOBRE ALIMENTACIÓN

Claves para una alimentación saludable si padeces gota.

Descubre las claves para una alimentación sana en pacientes con gota.

Alimentos y bebidas que se deben evitar si padece gota:

– El alcohol es uno de los posibles desencadenantes de los ataques de gota. Al beber, los riñones trabajan para filtrar el alcohol en lugar del ácido úrico, haciendo que el ácido úrico se acumule en el organismo. La cerveza es especialmente perjudicial para la gota, ya que tiene cebada

– Las bebidas azucaradas (como los refrescos), alimentos azucarados y alimentos con jarabe de maíz rico en fructosa se deben limitar debido a su relación con la gota. Existen menos pruebas de por qué estos alimentos y bebidas aumentan el riesgo de padecer gota, pero se ha encontrado cierta relación.

– Los alimentos ricos en purinas se deben evitar en la medida de lo posible ya que contribuyen a la creación de ácido úrico en el organismo. Entre ellos, se incluyen los siguientes:

Anchoas
Espárragos
Órganos de animales (sesos, mollejas y riñones)
Frijoles y guisantes secos
Jugos espesos de carne
Arenque
Hígado
Caballa (macarela)
Champiñones
Mejillones
Sardinas
Vieiras

Alimentos y bebidas que pueden ser beneficiosos para la gota:

– Agua: Beber abundante agua y mantenerse hidratado es importante si se padece gota. El objetivo es beber al menos ocho vasos de 236 ml aproximadamente de agua al día. Beber agua puede ayudar a mantener una acumulación de ácido úrico adecuada y a eliminarlo del organismo. Si padece retención de líquidos debido a una enfermedad renal, hable con su médico o dietista para controlar el líquido y la gota.

– Cerezas y alimentos con vitamina C
Se ha demostrado que algunos alimentos, como las cerezas y las frutas y verduras con un alto contenido de vitamina C, reducen el nivel de ácido úrico en la sangre, lo que puede afectar de manera positiva a la gota. Algunos ejemplos de alimentos ricos en vitamina C son los siguientes:

Naranjas
Fresas
Pimientos morrones
Piñas

*No existen indicios combinados sobre si las cerezas y los alimentos ricos en vitamina C pueden ayudar a prevenir la gota. La ingesta de estos alimentos no trata la gota de la misma manera que lo hacen los medicamentos. En algunos casos, pueden ayudar a mejorar la enfermedad.

Confio en que te hayan resultado interesantes estas claves para una alimentación sana si padeces gota. Si tienes alguna duda o quieres pedir cita, no dudes contactar.

CONSEJOS PARA LA GOTA

Consejos gota Reumatólogo Sevilla

Consejos sobre la gota. ¿Qué hacer ante una crisis?

Ante una crisis sigue estos consejos sobre la gota.

1. Si sufre un ataque de gota siga las recomendaciones que le ha dado su médico para aliviar el dolor y la inflamación de la articulación afectada.
! El tratamiento hipouricemiante no debe abandonarse !

2. Debe seguir una dieta sana y saludable. No hace falta que suprima por completo de la dieta los alimentos ricos en purinas, si no moderar el consumo de aquellos que aumentan el ácido úrico sobre todo la cerveza por su alto contenido en cebada , incluso la cerveza sin alcohol

3. Mantenga una adecuada hidratación. La hidratación abundante (2 o 3 litros al día) es muy recomendable en la gota.

4. Lleve una vida saludable con la práctica de ejercicio aeróbico varias veces cada semana. La natación es una buena manera de reducir la tensión en sus articulaciones.

5. Mantenga un peso adecuado. Las personas con sobrepeso u obesas son más propensas a sufrir hiperuricemia

6. Siga los consejos de su médico para conseguir un nivel adecuado de ácido úrico en sangre.

Si tienes dudas sobre la gota, estaré encantada de atenderte en el Centro de Especialidades Médicas ABP Salud.

GOTA

Gota. Conoce sus síntomas, diagnóstico y tratamientos.

Gota reumatologo Sevilla

Qué es:

La gota es la enfermedad que se produce por la formación de cristales de una sal del ácido úrico (urato de sodio) en los tejidos, más frecuentemente en las articulaciones.

Causas:

Se debe a la presencia de forma prolongada de un nivel de ácido úrico elevado en la sangre (que conocemos como “hiperuricemia”), de la misma forma que se forman los depósitos de sal común en las salinas. Cuando crecen y podemos verlos o tocarlos bajo la piel los conocemos como tofos.

Diagnóstico:

El diagnóstico cierto de la gota se realiza al confirmar la presencia de estos cristales en los tejidos.
La hiperuricemia se produce casi siempre por una menor eliminación de ácido úrico por los riñones o por el intestino. A esto pueden contribuir distintos factores: predisposición genética, factores hormonales, enfermedades, medicamentos y dietas poco saludables.

Los cristales de urato producen una respuesta inflamatoria que puede producir síntomas bruscos (ataque de gota) de dolor e hinchazón intensa o pasar desapercibida (inflamación crónica asintomática).

Los ataques de gota afectan a las articulaciones, pero también pueden afectar a tendones y bolsas que rodean las articulaciones. Son un aviso de la presencia de cristales de urato en los tejidos y de la necesidad de buscar atención sanitaria al respecto.

Tratamiento:

El tratamiento consiste en reducir los niveles de ácido úrico en la sangre, para que los cristales de urato se disuelvan de forma definitiva; esto requiere un nivel óptimo de ácido úrico durante un tiempo prolongado. La prevención y el tratamiento del dolor es bueno para los pacientes, pero no aborda el trastorno que produce la gota.

La gota se considera una enfermedad “curable”: alcanzar un nivel adecuado de úrico en sangre consigue disolver poco a poco los cristales, hacer desaparecer los síntomas y evitar que se produzcan daños irreparables en las articulaciones a largo plazo.

Es importante que los pacientes y los profesionales sanitarios consideremos la conveniencia de un diagnóstico certero y un tratamiento precoz y adecuado de la gota.

Los especialistas en reumatología estamos a su disposición para conseguirlo.

Puedes pedir cita aquí o contactar a través del teléfono, email o formulario.